Escopaestesia: cuando sentimos que alguien nos mira

Curiosidades 05 de enero de 2022 Por Editor

Seguramente has escuchado a alguien decir que ha sentido que le observan a sus espaldas o posiblemente seas tú quien sintió esa mirada y cuando volteaste efectivamente alguien te veía, la escopaestesia o efecto de "mirada en la nuca" es un fenómeno que asegura que el ser humano tendría la capacidad de percibir cuando alguien lo está observando, lo anterior según está hipótesis sería de manera extrasensorial.

Siendo manifestada por muchas personas, la escopaestesia, ha sido incluso experimentada por personas dormidas quienes se jactan de tener la habilidad de intuir cuando alguien los observa pudiendo incluso ser capaces de despertar al presentir dicha presencia.

Las personas con escopaestesia a menudo experimentan sensaciones de escalofríos al sentirse en riesgo o vulnerables y esto a su vez, suele confundirse o es atribuido aspectos paranormales.

El fenómeno de la escopaestesia fue explorado en su inicio (1898) por el psicólogo Edward Titchener, pero los resultados obtenidos fueron negativos, es decir, no hubo ningún factor que evidenciara que alguien pudiera contar con la habilidad para intuir o percibir la presencia de alguien observándole: el experimento obedeció a los argumentos de varios de sus alumnos que afirmaban poder detectar la mirada de otras personas exactamente en la parte trasera del cuello, es decir, en la nuca. Para descartar cualquier posibilidad de que el hecho fuera cierto, Titchener decidió someter a algunos estudiantes voluntarios a varias pruebas con la finalidad de que estos atestiguaran si lograban percibir algo. La hipótesis, hasta ese momento, aseguraba la idea de que las personas contamos con la capacidad de escapar si nos encontramos en riesgo.

Tiempo después, Rupert Sheldrake pretendió probar nuevamente este fenómeno pero otra vez los resultados fueron desfavorables, concluyendo que es el azar lo que estadísticamente define que alguien pueda percibir la presencia de otra persona observándole.

Después de la información y datos recabados por estos, y un par de estudios más, se ha determinado que la escopaestesia pudiera tener su origen en algo llamado "la profecía autocumplida" cuya explicación sería que nosotros mismos provocamos que nos observen de manera, hasta cierto punto, involuntaria ya que al experimentar la falsa sensación de que alguien está observándonos, terminamos volteando repetida o abruptamente lo que causa que la persona atrás de nosotros reciba ese estímulo y comience a prestarnos atención.

Como dato interesante hay estudios que afirman que la escopaestesia pudiera presentares como síntoma vivido en personas que padecen esquizofrenia.

By Rupert Sheldrake, Charles Overby and Ashwin Beeharee

Journal of the Society for Psychical Research, (2008) 72, 86-97

PODRÍA INTERESARTE:

Editor

www.culred.com

Te puede interesar