Realizó un truco fallido en America’s Got Talent y quedó paralítico

General 04 de mayo de 2022 Por Editor
Jonathan Goodwin tuvo múltiples lesiones durante un ensayo tras caer de 12 metros de altura en octubre del año pasado; hace días, su pareja habló en un podcast y comunicó una terrible noticia

 
El ilusionista Jonathan Goodwin contó que quedó “paralizado de la cintura para abajo” tras el arriesgado truco que intentó hacer en octubre del año pasado, y del que resultó gravemente herido. Al igual que todos los participantes del reality show de riesgo America’s Got Talent Extreme (NBC), este galés, de 42 años, quería realizar una maniobra extrema que deje al jurado con la boca abierta. Pero algo no salió bien y casi pierde la vida a raíz de las heridas provocadas por el accidente.

Todo ocurrió durante un ensayo. El ilusionista se encontraba suspendido en el aire, a casi 12 metros de altura, atado con un chaleco de fuerza. Mientras tanto, dos automóviles pendían de cada lado, a la espera del impacto. El truco consistía en liberarse del chaleco de fuerza y caer sobre un colchón de aire justo antes de los vehículos colisionaran, pero esto no ocurrió. El hombre no solo fue aplastado en el aire, sino que además cayó entre la protección y el suelo.

De acuerdo con el reporte policial, al que tuvo acceso el medio estadounidense TMZ, Goodwin sufrió fracturas en las piernas, cortes en la cara y múltiples quemaduras. Un oficial llegó al lugar poco tiempo después del incidente y pudo constatar que el doble de riesgo se encontraba consciente. Rápidamente fue trasladado a un hospital donde fue operado. Días más tarde, publicó una foto en su cuenta de Instagram y agradeció los mensajes de apoyo de sus seguidores.

“Hice todo lo posible a lo largo de los años para ser amable, reflexivo, honesto, solidario y bueno. Hace un par de días mi vida dio un vuelco inesperado. Y el amor se manifestó desde todos los rincones del mundo, de personas que ni siquiera pensé que me conocerían o recordarían. Simplemente fue asombroso”, escribió.

“Estuve al borde de la muerte y esquivé lo peor que le puede pasar a un ser humano. No tuve miedo porque estaba protegido por el amor. El amor es todo lo que necesitás”, aseguró. “Tendré un largo camino hacia mi recuperación, pero nada será como lo que ya pasé. Puede que abandone el escapismo por un tiempo, pero me queda mucho por hacer en este mundo”, agregó.

Este martes, la pareja de Goodwin, Amanda Abbington, reveló en el podcast Out To Lunch que su futuro marido quedó paralítico tras el grave accidente. “Está en silla de ruedas”, afirmó la actriz británica. “A menos que haya una especie de cirugía con células madre o esas cosas que Elon Musk está diseñando, estará así para siempre”, agregó.

El propio Goodwin ratificó las declaraciones de su pareja a través de una historia de Instagram. “Gracias por todo el amor y los bonitos mensajes. Para responder a algunas preguntas, tengo una lesión de la médula espinal T11 lo que significa que estoy paralizado de la cintura para abajo”, explicó.

“Es probable que sea permanente. Si alguno de ustedes quiere correr una carrera, estoy bastante seguro de que los puedo vencer”, agregó con un poco de humor y compartió una foto de él junto a su mascota.

LA NACION

Editor

www.culred.com

Te puede interesar