La "pócima mágina" que el médico de Hitler le inyectaba, para hacerlo "indestructible"

Theodor Gilbert Morell llegó al Führer de una manera casual, un día que el criminal nazi se sentía mal. Una misteriosa inyección hizo que Hitler lo adoptara para siempre como su médico personal. Los jerarcas militares no lo querían cerca y lo consideraban peligro. Pero el hombre se hizo millonario con su "pócima" milagrosa. Cómo fue su huida del búnker

Videos 26/11/2022

Lo más visto
ec5bff70-c8fc-11ee-8c88-f52553799a97

“Mi cerebro funciona como una computadora que tiene el monitor apagado”: el médico que tiene afantasía, la condición que le impide a las personas soñar

Editor
19/02/2024

A primera vista esta trillada expresión popular parece una verdad incontrovertible, pues quién al posar su cabeza sobre la almohada o al cerrar los ojos en su puesto de trabajo o en el bus no ha terminado transportado, como por arte de magia, a una paradisíaca playa o se ha visto anotando un gol en el Mundial de Fútbol junto a su estrella más admirada.