El gobierno de Estados Unidos afirmó que la prohibición del aborto que analiza la corte suprema sería muy negativa para la economía

Mundo 10 de mayo de 2022 Por Editor
Así lo expresó la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, en una audiencia del Comité Bancario del Senado

Janet Yellen REUTERS

La secretaria del Tesoro de Estados Unidos, Janet Yellen, afirmó hoy que prohibir el aborto sería “muy perjudicial” para la economía, al reducir la capacidad de las mujeres para equilibrar sus carreras y sus familias.

“Creo que eliminar el derecho de las mujeres a tomar decisiones sobre cuándo y si tener hijos tendría efectos muy perjudiciales para la economía y haría retroceder a las mujeres durante décadas”, dijo la funcionaria de la administración Biden en respuesta a una pregunta en una audiencia del Comité Bancario del Senado. 

 


 
 
La revelación de un proyecto de decisión del Tribunal Supremo que anularía el caso Roe vs. Wade, el caso histórico que garantizó la protección constitucional federal del derecho al aborto, ha generado una gran polémica en todo el país, dado que muchas mujeres se enfrentan a la posibilidad de que la interrupción del embarazo se convierta en una práctica ilegal en algunos estados.

En sus comentarios ante el Congreso, Yellen dijo que la sentencia de 1973 de Roe versus Wade contribuyó a que las mujeres terminaran la escuela y aumentaran su potencial de ingresos, lo que llevó a una mayor participación en la fuerza de trabajo.

“La investigación también muestra que tuvo un impacto favorable en el bienestar y los ingresos de los niños”, dijo la economista.


Tim Scott (R-SC) REUTERS/ Elizabeth Frantz/Pool

“Hay muchos estudios de investigación que se han realizado a lo largo de los años en los que se analizan las repercusiones económicas del acceso o la falta de acceso al aborto, y dejan claro que negar a las mujeres el acceso al aborto aumenta sus probabilidades de vivir en la pobreza o de necesitar asistencia pública”, expresó la jefa del Tesoro norteamericano.

En tanto, el senador Tim Scott (republicano de Carolina del Sur), durante la audiencia, la presionó sobre su respuesta, al argumentar que enmarcar la cuestión del aborto en torno a la participación en la fuerza laboral “me parece insensible”.

“Significa que los niños crecerán en la pobreza y les irá peor”, respondió Yellen. “Esto no es cruel. Es la verdad”.

A su vez, Scott dijo que había mucho espacio para discutir el cuidado de los niños, la educación financiera y los créditos fiscales para los niños para mejorar los resultados de los niños estadounidenses.

“Sólo diré que, como hombre criado por una mujer negra en la más absoluta pobreza, estoy agradecido de estar aquí como senador de Estados Unidos”, dijo.

El fallo que divide aguas

La consultora Morning junto al medio digital especializado Politico (que fue quien publicó en exclusiva la opinión del juez de la Corte Suprema Samuel Alito) realizó una encuesta entre votantes de los 50 estados acerca de cómo ven la posibilidad de que se revierta el fallo de 1973 que legalizó el aborto en todo el país.

El 50 por ciento de los consultados piensan que el fallo de Roe v. Wade no debe revertirse. El 28 por ciento opina lo contrario, pero el 22 por ciento no tienen una opinión formada al respecto.

Como era de esperarse, si se desglosa por afiliación política, el 68 por ciento de los demócratas y el 52 por ciento de los independientes piensan que es una mala idea revertir el fallo. Lo que es más llamativo es que solo el 51 por ciento de los republicanos consultados cree que el fallo debe ser revertido, un número que indicaría que la opinión dentro del partido conservador está dividida.

Infobae

PODRÍA INTERESARTE:

Editor

www.culred.com

Te puede interesar